La globalización e Internet han cambiado las reglas del juego de las marcas y los anunciantes.  Es perceptible en la inversión en publicidad y marketing, que ha dejado de lado la apuesta por medios convencionales para apostar por el entorno online. Sin embargo, las estrategias digitales son múltiples y diversas: redes sociales, marketing de contenidos, personalización? Todo vale por cazar a los consumidores y fidelizar clientes.

En esta batalla, no obstante, hay un claro ganador. Una técnica que independientemente de los años que pasen, de las estrategias que surjan, sigue estando presente en las campañas de marketing de las empresas. Hablamos del email, un instrumento que continúa siendo interesante para las marcas como muestra un reciente informe de la compañía Marketing Sherpa. En el mismo se sugiere que los consumidores continúan prefiriendo este medio como forma de comunicación principal con las marcas, por encima del resto.

En concreto, siete de cada diez encuestados señalaron su preferencia por las empresas que se comunican con ellos a través del correo electrónico, por delante de otros canales de comunicación, como el buzoneo (48%) o los anuncios de televisión (34%) y prensa (31%). De igual modo, 9 de cada 10 adultos encuestados reconocieron que les gusta recibir emails promocionales de las marcas y el 61% de ellos que estas comunicaciones sean semanales. De igual forma, siete de cada diez entrevistados dijo haber realizado una compra tras recibir un email promocional o informativo y la mitad de ellos confirmó que había retomado un proceso de compra abandonado por un recordatorio a través del email.

Las ventajas del email son su soporte, facilidad de acceso, permanencia y durabilidad en el tiempo así como los impactos sobre una gran audiencia. Pero a su vez una empresa puede cuestionarse: ¿Cómo llegar, entonces, de manera eficaz a los clientes a través de esta estrategia?

Técnicas más utilizadas

Con respecto a este interrogante, la investigación realizada por Adobe se ha focalizado en las distintas técnicas de emailing marketing más utilizadas. Y la compañía ha llegado a una interesante conclusión: lo que las marcas y anunciantes están buscando es potenciar la integración del correo electrónico dentro de otras campañas más amplias, beneficiándose de sus beneficios pero sin dejar de lado las oportunidades que les ofrecen otras modalidades de comunicación con la audiencia.

Búsqueda de la integración

En este sentido, el análisis llevado a cabo por Adobe revela que existe todavía mucho trabajo por hacer en lo que respecta a la integración de las campañas de email marketing con otras modalidades de comercialización. El 54% de los encuestados dijo que coordinaban envíos de correo electrónico a la vez que analizaban otros sistemas de comunicación con los clientes y menos de la mitad de los encuestados (el 46%) reconoció que se valía de la información proporcionada por otros canales como forma de nutrir sus campañas de email marketing.

De este estudio se desprende que en términos generales el correo electrónico es parte de una estrategia de comunicación más amplia para el conjunto de los vendedores (64% de las respuestas positivas) mientras que no se configura como un canal central de las campañas de marketing. Así, solo el 36% de los interrogados señaló que el email era el medio central de comunicación de su estrategia de marketing.

 

Dejar un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

//webmaster.com.do/wp-content/uploads/2019/03/BannerWMLite.png