1.- Frecuencia de publicación

Los contenidos de tu blog necesitan planificarse. Para poder contar con un calendario de publicaciones es necesario establecer: cuántas veces vamos a publicar, en qué días de publicación nuestro contenido funciona mejor y determinar qué contenidos y cuáles no se adaptan a nuestras necesidades como empresa.

2.- Flexibilidad de autoría

Que un blog corporativo sea escrito por la misma persona es un gran error. Hay que aportar diferentes puntos de vista para generar contenidos de valor. La visión de varias personas siempre aportará mucho más valor que la visión de una única persona.

3.- Facilidad de lectura

Que un blog sea escrito por diferentes personas puede generar confusión en el estilo de redacción. Pero ante todo es necesario que los contenidos sean fáciles de leer y entendibles para todos.

4.- Funcionalidad de los contenidos

Escribir por escribir no tiene sentido, hay que determinar sobre qué se debe escribir y cómo. Ante todo un lector busca contenido útil y funcional, que tras su lectura haya aprendido algo, que le merezca la pena invertir ese tiempo en tu marca. 

5.- Felicidad final

Lo que debes generar cuando un lector finalice la lectura es una sonrisa. Esa sonrisa puede conseguirse empatizando con una frase final o simplemente porque lo que ha leído es tan bueno que ha dejado una sensación de bienestar en el lector.

6.- Feedback de los contenidos

Escribir para la pared no tiene sentido. Tus contenidos tienen que tener feedback, ya sea en forma de comentarios o con interacciones en las redes sociales. Es necesario ver una comunidad activa. Si tus contenidos no te ayudan a generar dicha comunidad, entonces tienes un serio problema y es el momento de parar para ver qué estás haciendo mal.

7.- Fidelidad del lector

Tu post ha gustado e incluso lo ha compartido pero ese lector nunca vuelve a tu blog. Definitivamente lo estás haciendo mal. Fidelizar al lector es fundamental para crear una comunidad potente que pueda ayudarte a crecer como empresa. Para ello invita a la suscripción, se más activo en redes sociales y crea contenidos únicos y exclusivos que no se puedan encontrar en ningún otro blog.

8.- Flujo de conversión

Tu lector es fiel y te visita constantemente pero nunca compra ni tus productos ni tus servicios. ¿Qué está pasando? Es el momento de medir el flujo de conversión y ver qué ocurre con ese tráfico que no genera conversión en tu marca. Es el momento de analizar la situación.

Autoria :
http://www.hoyreka.com/teoria-de-las-8-fs-del-marketing-de-contenidos/
 

Dejar un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

//webmaster.com.do/wp-content/uploads/2019/03/BannerWMLite.png